18 °C Clear sky Rabat

Noticias
Miércoles 5 Diciembre 2018

Arranca en Ginebra la segunda jornada de la mesa redonda sobre el diferendo regional del Sáhara marroquí

Síntesis vocal
Mesa redonda de Ginebra: La participación de los cargos electos de las provincias del sur afianza su estatuto como portavoces legítimos de la población saharaui (Ould Errachid) 06 Diciembre 2018 Versión para imprimir Ginebra  -   La participación de los cargos electos de las provincias del sur en la mesa redonda de Ginebra sobre el diferendo regional del Sáhara marroquí afianza su estatuto como portavoces legítimos de la población saharaui concernida por este conflicto artificial, subrayó el presidente de l

La segunda jornada de la mesa redonda sobre el diferendo regional del Sáhara marroquí arrancó, hoy jueves en el Palacio de las Naciones en Ginebra, con la participación de una delegación marroquí encabezada por Nasser Bourita, ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación Internacional.

La participación de la delegación marroquí viene a raíz de una invitación dirigida por el Enviado Personal del Secretario General de la ONU, Horst Köhler, a Marruecos, Argelia, el "polisario" y Mauritania.

Marruecos participa en esta mesa redonda plenamente convencido de la justicia de su causa nacional y confiado en el proceso de la ONU.

La delegación marroquí a esta mesa redonda, que terminará esta tarde, incluye a Omar Hilale, representante permanente de Marruecos en las Naciones Unidas en Nueva York, Sidi Hamdi Ould Errachid, presidente de la región de Laayún-Sakia El Hamra, Ynja Khattat, presidente de la región de Dakhla-Oued Eddahab, y Fatima Adli, actora asociativa y miembro del Consejo Municipal de Smara.

Mesa redonda de Ginebra: La participación de los cargos electos de las provincias del sur afianza su estatuto como portavoces legítimos de la población saharaui (Ould Errachid)

La participación de los cargos electos de las provincias del sur en la mesa redonda de Ginebra sobre el diferendo regional del Sáhara marroquí afianza su estatuto como portavoces legítimos de la población saharaui concernida por este conflicto artificial, subrayó el presidente de la región de Laayoune-Sakia El Hamra, Sidi Hamdi Ould Errachid.

"Hemos informado al Enviado personal del secretario general de las Naciones Unidas y a las partes concernidas que hay una verdadera voz que expresa las aspiraciones de la población local, una voz que es realista, legítima", declaró Ould Errachid quien formó parte de la delegación marroquí que había participado en la mesa redonda de Ginebra.

Expresándose en una conferencia de prensa en la sede de la misión diplomática permanente de Marruecos ante la ONU en Ginebra, Ould Errachid destacó que esta participación de los representantes legítimos de la población saharaui "es un precedente en relación con los encuentros anteriores".

"Deseamos que nuestra participación durante los encuentros próximos tenga un valor añadido", prosiguió, destacando las esperanzas que las poblaciones saharauis depositan en los esfuerzos desplegados para solucionar esta cuestión que obstaculiza la integración magrebí.

Por su parte, el presidente de la región de Dakhla Oued Edahab, Ynja Khattat, también miembro de la delegación marroquí en la mesa redonda de Ginebra, subrayó que "la composición de esta delegación, que comprende cargos electos y actores de la sociedad civil en las provincias del sur, es un mensaje claro en cuanto al papel de los representantes de la población saharaui en el arreglo del diferendo artificial sobre el Sáhara marroquí".

Las discusiones brindaron ocasión, precisó, de arrojar luz sobre la participación política de los diferentes actores de la sociedad civil en las provincias del sur, el papel de los cargos electos en la gestión de los asuntos locales, la puesta en marcha de la regionalización avanzada y la contribución de los actores económicos y políticos y de la sociedad civil a esta dinámica en las provincias del sur.

Según Ynja, la mesa redonda de Ginebra también ofreció una oportunidad de poner de relieve los progresos realizados en las provincias del sur a todos los niveles con la participación de la población local, así como el papel de la mujer y de los jóvenes como componentes activos en la sociedad saharaui.

Asimismo, puso de relieve el interés concedido al desarrollo de la región del Sáhara, a través de grandes proyectos y programas de inversión, particularmente el nuevo modelo de desarrollo de las provincias del sur.

Por su parte, Fátima Adli, militante asociativa de la ciudad de Smara, y primera electa saharaui desde 1992, puso de relieve el papel que juega la mujer saharaui en la defensa de la causa nacional, felicitándose por esfuerzos desplegados para consolidar la posición de la mujer en esta región en los diferentes dominios.

Puso de relieve la participación distinguida de las mujeres saharauis en la vida política en la región del Sáhara marroquí, en los consejos elegidos y en el dominio de los derechos humanos, en el marco de los logros de la mujer marroquí en los diferentes dominios.

Abordó, además, la calidad de la representatividad de las mujeres y de los jóvenes saharauis en los consejos elegidos en las provincias del sur, así como las experiencias de las mujeres procedentes de estas regiones en la gestión de las cooperativas y de las asociaciones de la sociedad civil.

Esta conferencia de prensa se celebró en presencia de Nasser Bourita, ministro de Asuntos Exteriores y de la Cooperación internacional que presidió la delegación marroquí en esta mesa redonda y Omar Hilale, representante permanente del Reino ante las Naciones Unidas en Nueva York.

La mesa redonda sobre el diferendo regional del Sáhara marroquí en Ginebra terminó hoy jueves. La participación de la delegación marroquí atiende a la invitación del Enviado personal del secretario general de las Naciones Unidas, Horst Köhler, dirigida el 28 de septiembre y el 23 de noviembre pasados, a Marruecos, Argelia, el "polisario" y a Mauritania.

Marruecos seguirá trabajando con Koehler para preparar la próximas citas "con la misma serenidad, el mismo espíritu positivo y el mismo referente claro" (Bourita)

Marruecos seguirá trabajando con el Enviado personal del secretario general de las Naciones Unidas para el Sáhara, Horst Koehler, para la preparación de las próximas citas "con la misma serenidad, el mismo espíritu positivo y el mismo referente claro", subrayó, esta tarde en Ginebra, Nasser Bourita, ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación Internacional.

Bourita, quien preside la delegación marroquí en una mesa redonda sobre el diferendo regional del Sáhara marroquí, organizada por invitación de Koehler, afirmó en una declaración a la prensa, al final de este encuentro, que "Marruecos participó sobre la base de una posición clara: primero un compromiso sincero para contribuir a los esfuerzos del enviado personal a fin de llegar a esta solución política realista, pragmática basada en el compromiso. En segundo lugar en relación con una voluntad de que el proceso actual pueda abandonar la retórica de los planes anteriores que no son aplicables, opciones no realistas y hasta modus operandi que no son aceptables".

Marruecos, explicó el ministro, participó también con "una voluntad sincera de reactivar la integración regional, de trabajar con todos los países para que el Magreb pueda ser por fin un actor de paz, de estabilidad y de desarrollo para su entorno más próximo, para estos países y para los cinco pueblos del Magreb".

Esta mesa redonda, dijo, "es diferente del ejercicio precedente en varios aspectos".

"Primero, por primera vez todas las partes interesadas ha estado presentes y participado activamente en la discusión. En segundo lugar por su referente ya que se produce después de la resolución 2440, que, en su párrafo 2 define un objetivo preciso a esta mesa redonda consistente en llegar a una solución pragmática, realista y basada en el compromiso", dijo el ministro.

Las discusiones en esta mesa redonda, prosiguió, se centraron en "las últimas evoluciones del dosier, la integración regional y los obstáculos ante la integración regional".

Sobre estas diferentes cuestiones, precisó el ministro, "la delegación marroquí y particularmente los representantes legítimos, elegidos de la población que la componen, ha podido intervenir para presentar a la vez los esfuerzos de desarrollo económico en la región, la vitalidad de la vida política en el Sáhara y el papel de las mujeres y de los jóvenes y también sus desafíos en esta región".

Recordó que el comunicado del Enviado personal del secretario general de las Naciones Unidas para el Sáhara, que había coronado este encuentro, prevé una segunda mesa redonda.

"Las delegaciones han convenido que el enviado personal les invite a una segunda mesa redonda en el primer trimestre de 2019", había indicado el comunicado.

Marruecos, precisó el ministro, "ha apoyado esta opción subrayando que esta nueva mesa redonda como la primera debería ser bien preparada y lo que ha contribuido al éxito de la presente mesa redonda debería ser consolidado".

Comprendía también a Omar Hilale, representante permanente de Marruecos en las Naciones Unidas en Nueva York, Sidi Hamdi Ould Errachid, presidente de la región de Laayún-Sakia El Hamra, Ynja Khattat, presidente de la región de Dakhla-Oued Eddahab, y Fatima Adli, actora asociativa y miembro del Consejo Municipal de Smara.

La mesa redonda de Ginebra, "un paso importante hacia un proceso político renovado para el futuro del Sahara" (Kohler)

La mesa redonda sobre el diferendo regional del Sáhara marroquí, que tuvo lugar el miércoles y jueves en el Palacio de las Naciones en Ginebra, es "un paso importante hacia un proceso político renovado para el futuro del Sáhara", afirmó el Enviado personal del secretario general de las Naciones Unidas para el Sáhara, Horst Kohler, al término este encuentro.

"Estoy impaciente por invitar a las delegaciones a una segunda mesa redonda en el primer trimestre de 2019”, afirmó Kohler ante la prensa, mostrándose convencido de que “una solución pacífica a este conflicto es posible”.

El Enviado personal del secretario general de las Naciones Unidas para el Sáhara había invitado a delegaciones de Marruecos, de Argelia, del polisario y de Mauritania a participar en una mesa redonda los días 5 y 6 de diciembre en Ginebra, conforme a la resolución 2440 del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.

Kohler felicitó a las delegaciones que "se comprometieron abiertamente y en el respeto mutuo" en esta mesa redonda, recordando que el objetivo de este proceso es encontrar "una solución justa, duradera y mutuamente aceptable" a la cuestión de Sáhara.

"Después de nuestras discusiones, está claro para mí que nadie gana en mantener el statu quo", dijo antes de agregar que "redunda en benefecio de todos resolver este conflicto con el fin de crear un entorno propicio para un fuerte crecimiento, la creación de empleo y una mejor seguridad".

"Las delegaciones han convenido que el enviado personal les invite a una segunda mesa redonda en el primer trimestre de 2019", había indicado Kohler al leer ante la prensa un comunicado al término de este encuentro.

Las delegaciones, que "han destacado las recientes evoluciones, abordado las cuestiones regionales y debatido las próximas etapas en el proceso político para el Sahara", “han reconocido todas que la cooperación y la integración regional, antes que el enfrentamiento, eran los mejores medios de afrontar los numerosos e importantes retos a los que hace frente la región”, agrega el comunicado antes de señalar que “todas las discusiones ha transcurrido en un clima de compromiso sirio, de franqueza y de respeto mutuo”.

La delegación marroquí estaba encabezada por Nasser Bourita, ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación Internacional.

Comprendía a Omar Hilale, representante permanente de Marruecos en las Naciones Unidas en Nueva York, Sidi Hamdi Ould Errachid, presidente de la región de Laayún-Sakia El Hamra, Ynja Khattat, presidente de la región de Dakhla-Oued Eddahab, y Fatima Adli, actora asociativa y miembro del Consejo Municipal de Smara.

Una segunda mesa redonda sobre el diferendo regional del Sahara marroquí en el primer trimestre de 2019 (ONU)

Una segunda mesa redonda sobre el diferendo regional del Sahara marroquí tendrá lugar en el primer trimestre de 2019, anunció un comunicado del enviado personal del secretario general de la ONU sobre el Sahara Horst Koehler hecho público esta tarde en Ginebra.

"Las delegaciones han convenido que el enviado personal les invite a una segunda mesa redonda en el primer trimestre de 2019", indica el comunicado leído por Kohler ante la prensa.

La misma fuente recuerda que por invitación de Koehler, delegaciones de Marruecos, del Polisario y de Mauritania participaron en una primera mesa redonda los días 5 y 6 de diciembre en Ginebra, conforme a la resolución 2440 del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.

Las delegaciones, precisa el comunicado, "han destacado las recientes evoluciones, abordado las cuestiones regionales y debatido las próximas etapas en el proceso político para el Sahara".

“Todas las delegaciones han reconocido que la cooperación y la integración regional, antes que el enfrentamiento, eran los mejores medios de afrontar los numerosos e importantes retos a los que hace frente la región”, agrega el comunicado antes de señalar que “todas las discusiones ha transcurrido en un clima de compromiso sirio, de franqueza y de respeto mutuo”.

Esta primera mesa redonda tuvo lugar, el miércoles y jueves en el Palacio de las Naciones Unidas en Ginebra, con la participación de una delegación marroquí encabezada por Nasser Bourita, ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación Internacional.

La delegación marroquí en esta mesa redonda comprendía a Omar Hilale, representante permanente de Marruecos en las Naciones Unidas en Nueva York, Sidi Hamdi Ould Errachid, presidente de la región de Laayún-Sakia El Hamra, Ynja Khattat, presidente de la región de Dakhla-Oued Eddahab, y Fatima Adli, actora asociativa y miembro del Consejo Municipal de Smara.

-MAP-06/12/18